Médicos de las Islas del Pacífico, formados en Cuba, se enfrentan a problemas de idioma a su regreso

Varias Islas del Pacífico  están alegando que sus médicos graduados en Cuba están en estos momentos  enfrentándose a problemas  derivados del idioma, ya que  recibieron sus conocimientos  y formación en español cuando deben ejercer en inglés; lo que les ha traído no pocas dificultades, tal como señala el diario australiano ABC. Las autoridades de estas naciones del Pacífico Sur  han  informado  que los graduados, al regresar a sus países de origen, se encuentran con dificultades para ejercer su profesión. Cuba brinda capacitación médica a estudiantes de Kiribati, Vanuatu, Islas Salomón, Nauru, Fiji y Tuvalu desde 2006 como parte de su programa del internacionalismo médico. El  envío de médicos a los países en desarrollo, por parte del régimen cubano, ha sido descrito como el más importante producto de exportación de la isla caribeña.

Atabi Ewekia, encargado de formación en el Departamento de Educación de Tuvalu, señalo  que  el gobierno de estas islas polinesias, compuestas en su totalidad por atolones de coral que apenas si se elevan unos metros sobre el nivel el mar,  ha podido  comprobar cómo los médicos formados en Cuba carecen de habilidades prácticas y de comunicación. `Se dieron cuenta, sobre todo en la formulación de recetas, particularmente  en el detalle en la  frecuencia de tomas por parte de los pacientes ´, además de no estar familiarizados con la práctica de relacionarse y tratar a los enfermos. Ewekia dijo que  en la República de Kiribati  y en las islas Salomón, también  se han emitido informes relacionados con  problemas de  formación de los médicos micronesios y melanesios   en Cuba. Kiribati estableció un programa especial de pasantías de dos años,diseñado para cubrir el déficit de las cualificaciones, y ocho médicos formados en  el Caribe  volverán a las islas a finales de este año. `Hemos visto la eficacia del programa que  en estos momentos están llevando a cabo  en Kiribati´, ha dicho  Ewekia,  agregando que el objetivo principal de  este programa es hacer que estos médicos se alisten para practicar en los hospitales. También precisó que no tienen pensado enviar más estudiantes de Medicina a Cuba, conforme a que ya poseen la cantidad necesaria, al tiempo que agradeció a La Habana lo que han hecho hasta  hoy.`Por el momento, ya tenemos varios médicos… y el próximo año no creo que vamos a enviar más a Cuba´, La semana pasada el Departamento de Educación de Tuvalu informó que tiene que trabajar para recapacitar a estudiantes de Medicina que hicieron su carrera en Cuba, pues el nivel de formación de profesionales de la salud en la isla es considerablemente inferior a esta nación polinesia.

Samoa Air y la compañia áerea de Kiribati, Coral Sun Airways, anuncian intenciones de vuelo entre Apia y Tarawa

Samoa Air y la compañia áerea de Kiribati, Coral Sun Airways, han anunciado sus intenciones de ofrecer enlaces aéreos regulares entre Samoa y la República de Kiribati; así como servicios de chárter a lo largo del Océano Pacífico.  La ruta aérea haría escala en el atolón de Funafuti en Tuvalu. Se pretende que los vuelos se inicien en el mes de marzo, despegando desde  el Aeropuerto Internacional de Faleolo en Samoa,  los martes;  para regresar el viernes.  Ambas compañías planean desarrollar sus servicios aéreos conjuntos, contando con la colaboración de otros socios regionales y evaluar rutas a la isla de  Niue, Tonga, Fiji y los atolones del norte de las Islas Cook. Samoa Air  ha  llevado acabo su petición para operar  de forma regular la ruta   entre Samoa y Tonga.  Coral Sun Airways  ofrecerá chartear  vuelos  a la isla de Kanton y al atolón de Kiritimati (Christmas),  y con opciones  de enlazar   Majuro, en la República de las islas Marshall, con Tarawa.

Enewetak, el legado radioactivo norteamericano amenazado por el cambio climático

 

Ranuit

Entre 1948 y 1958, los Estados Unidos  detonaron 43 bombas nucleares en el atolón de Enewetak  incluyendo, a finales de 1952,  la primera prueba de  una bomba de hidrógeno  como parte de la Operación Ivy y qué vaporizó el islote de Elugelab.Enewetak , situado n la cadena de islas llamada  Ralik,  está compuesto por cuarenta islotes coralinos con un área de 6 km² y una laguna interior  que alcanza los  30 km de diámetro.

La explosión alcanzó una temperatura de 15 millones de grados, la cual  se estima que tiene el núcleo del Sol. Esta temperatura solo se alcanzó durante unos segundos, aunque  fueron suficientes para volatilizar todo aquello  que se interpuso a su paso. Los efectos físicos, sociales y medioambientales que causaron las explosiones nucleares en fueron  irreversibles. En la actualidad la cultura de los atolones de Majuro, Rongelap, Eniwetak, Bikini y Kwajalein ya no es viable. Los efectos psicosociales son traumáticos; las tasas de suicidio se sitúan entre las más elevadas del mundo. Los isleños parecen no encontrar significado a sus vidas porque  simplemente fueron  deliberadamente desposeídos,  desarraigados de sus condiciones naturales de existencia y contaminados por la radiación. El gobierno de Washington prometió proteger los intereses, derechos y libertades fundamentales de los habitantes de  estas islas de Micronesia ; sin embargo hicieron todo lo contrario, dejando una herencia nuclear espeluznante representada por niños paralíticos que no hablan ni crecen.

A comienzos de la Segunda Guerra Mundial, Japón se apoderó de las Islas Marshall. Sus cuarteles se instalaron  en el atolón de Jaluit, el que fuera  centro alemán de  la administración del archipiélago.  El 31 de enero de 1944, tropas norteamericanas  desembarcaron en el atolón de Kwajalein y conquistaron  el territorio a los japoneses el 3 de febrero, a lo que siguieron intensas luchas en  Kwajalein y Enewetak. En 1947, los Estados Unidos, como potencia ocupante, llegó a un acuerdo con el Consejo de Seguridad de la ONU para administrar Micronesia, incluidas las Islas Marshall, como el Territorio en Fideicomiso de las Islas del Pacífico (Trust Territory of the Pacific Islands).

Por si no fuera suficiente el legado nuclear norteamericano, los habitantes  de estos remotos atolones,  que a penas se  elevan  a escasos metros sobre el nivel del océano,  se enfrentan hoy al cambio climático que amenaza con hacerlas desparecer para siempre bajo las aguas.  Es más, el aumento del nivel de los océanos podría provocar la filtración  al  mar  de residuos nucleares sepultados bajo la la inmensa cúpula de Runit.

En el año 1977,  se iniciaron las labores de descontaminación de  los islotes  Enewetak.  En los tres años siguientes los militares estadounidenses reunieron más de 111.000 metros cúbicos de tierra y escombros contaminados procedentes de varios  de las islas  para mezclaros con cemento y enterrarlos en un cráter de  unos treinta pies de profundidad y  de 350 pies  de ancho,  situado  en el área septentrional de  la islita de Runit. Este cráter fue creado el 5 de mayo de 1958  por  la explosión de una bomba de 18 kilotones bautizada  con el nombre  de Cactus. Una cúpula  fue construida  sobre los desechos radioactivos con 358 paneles de  hormigón, cada uno de dieciocho centímetros de espesor. Tras su construcción,  en 1980 el gobierno de los Estados Unidos declaró a las islas del sur y el oeste del atolón de Enewetak aptas  para  ser habitadas por  sus antiguos residentes, quienes  regresaron ese mismo año a  su hogar ancestral.

El año pasado una inspección encontró que la cúpula estaba deteriorándose y  que las aguas agua subterráneas radioactivas  situadas  debajo,  subían  y bajaban  con las mareas. Las tormentas  acumulan arena en la cúpula  y sobre  las grietas crece la maleza. En la situación actual,  es probable que quede sumergida por el aumento del nivel del océano o deteriorada por las tormentas liberando  así  la contaminación radiactiva y agravando de esta manera el legado que la civilización a dejado a esta pequeña nación insular del Océano Pacífico + Info:  A Pacific Isle, Radioactive and Forgotten

Naciones Unidas pronostica condiciones climáticas severas para las Islas del Pacífico

Las condiciones climáticas extremas pronosticadas para el Océano Pacífico representan una amenaza significativa para la industria y la infraestructura de los estados insulares de Polinesia, Melanesia y Micronesia. Así lo advierte a un nuevo informe de orientación de Naciones Unidas,  que a un mismo tiempo pretende establecer de un mecanismo regional para mejorar la preparación de estas naciones y territorios ante amenazas del cambio climático. Ciclones y tormentas severas podrían  producirse en las Islas Cook, República de las Islas Marshall, Tuvalu, Samoa, Niue y Fiji; una reducción de precipitaciones en la estación húmeda ocasionaría  un serio impacto en la agricultura de subsistencia causando pérdidas en ingresos económicos y reduciría  la capacidad de supervivencia de los habitantes de las islas, particularmente en Timor Leste, Papúa Nueva Guinea, Vanuatu, Islas Salomón y Fiji. + Info: UN News Centre.

Xi Jinping concluye gira por Australia, Aotearoa Nueva Zelanda y Fiji

Fiji (5)Xi Jinping ha dado por concluida su gira  por Australia, Aotearoa  Nueva Zelanda y  la República de las Islas Fiji. La estancia del presidente chino en el archipiélago fijiano ha hecho énfasis  en  el avance de los lazos con este archipiélago melanesio y otras Islas del Pacífico; destacando que fueron firmados cinco documentos de cooperación económica y en los sectores de defensa, exención de divisas, cambio climático y asuntos culturales. En Nadi, en la isla de Viti Levu,  Xi Jinping  mantuvo al mismo tiempo y por separado reuniones con lideres de Micronesia, Samoa, Tonga, Niue y  Papúa Nueva Guinea además  de una cumbre a la que se sumo el anfitrión fijiano y donde se accedió a establecer una asociación estratégica con China; una muestra del respeto y desarrollo comunes. Este acuerdo fue anunciado por el presidente chino durante su reunión con el primer ministro  de Fiji, Josaia Voreqe Bainimarama, el presidente de Micronesia, Emanuel Mori, y los primeros ministros de Samoa, Tuilaepa Lupesoliai Sailele Malielegaoi; Papúa Nueva Guinea, Peter O’ Neill; Vanuatu, Joe Natuman; Islas Cook, Henry Puna; Tonga, Siale’ataonga Tu’ivakano, y de Niue, Toke Talagi. Todas estas naciones del Océano Pacífico  mantienen relaciones con China desde la década de 1970. La gira de  Xi Jinping  por Australia,  Aotearoa Nueva Zelanda y Fiji, fue considerada  muestra del reajuste de la imagen internacional de la  poderosa economía china , que concede igual relevancia a países grandes como  pequeños.

La República de Palau despenaliza la homosexualidad

La República de Palau, en una reforma de sus leyes penales  ha descriminalizado  las relaciones sexuales entre hombres. Esta nación micronesia, enclavada en el Pacífico Occidental,  ha aceptado las recomendaciones del último Examen Periódico Universal (EPU)  del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas en 2011, en el que delegados de Francia, Noruega y España aportaron sus recomendaciones. El Universal Periodic Review   es un mecanismo del Consejo de Derechos Humanos mediante el cual éste vigila regularmente el cumplimiento por cada uno de los 192 Estados miembros de la ONU de sus obligaciones y compromisos en materia de derechos humanos.

Aunque se ha dado a conocer ahora, las nuevas leyes penales entraron en vigor a finales de julio del presente año. El nuevo código penal fue aprobado  por el Congreso Nacional ( Olbiil era Kelulau)  y  sancionado  por el presidente Tommy Remengesau Jr el pasado mes de abril. La homosexualidad masculina estaba penalizada con  hasta diez años de prisión,  aunque las  relaciones entre mujeres no eran tomadas en consideración ni siquiera a efectos penales.

Palau está compuesto por más de 300 islas ,  enclavadas al este de las Filipinas,  y tiene una población de aproximadamente 21.000 personas. Desde que Fiji  derogó  las  leyes que penalizaban la homosexualidad, heredadas del colonialismo,  estas islas de Micronesia son las primeras en la región en  seguir sus pasos; dando así un necesario ímpetu al proceso de reforma en las Islas del Pacífico y seguir el ejemplo de Fiji y Palau. De los setenta y nueve países que penalizan la homosexualidad, ocho se encuentran en Oceanía.

Criminalización de las relaciones sexuales consentidas entre adultos del mismo sexo:

Posición de Palau: Palau acepta estas recomendaciones. Palau adoptará las medidas adecuadas para enmendar la legislación actual de conformidad con las normas internacionales:

62.38 Confirmar su compromiso con la no discriminación despenalizando las relaciones sexuales consentidas entre adultos del mismo sexo y derogando las disposiciones discriminatorias contra las personas gays, lesbianas, bisexuales y transexuales (Francia);

62.39 Armonizar su legislación nacional con su compromiso con la igualdad y la no discriminación, derogando la disposición del Código Penal palauano que sigue penalizando las relaciones sexuales consentidas entre adultos del mismo sexo (Noruega);

62.40 Derogar todas las disposiciones de la legislación nacional que penalizan las relaciones sexuales consentidas entre adultos del mismo sexo y luchar contra la discriminación de las personas gays, lesbianas, bisexuales y transexuales mediante medidas políticas, legislativas y administrativas (España).

+ Info: Informe del Grupo de Trabajo sobre el Examen Periódico Universal*Palau 


Nauru se queda sin dinero

El  Ministro de Economía  de  la República de Nauru, en la Micronesia, ha anunciado que  su país se ha quedado sin dinero y que pronto los servicios que el estado presta  a sus ciudadanos,  serán suspendidos. Nauru es una pequeña isla del Océano  Pacífico situada a 4722 kilómetros  al nordeste de Australia,  con una  extensión de 21 kilómetros cuadrados y una población de 9,378 personas.  En  la década de los setenta  fue  el  país más rico del mundo gracias a los beneficios derivados de la explotación de fosfatos a través de la  Nauru Phosphate Corporation, empresa estatal  que gestionaba directamente   el presidente de la República y donde gran  parte de los  beneficios iban a parar directamente a la caja del Estado. El despilfarro, la corrupción política y la falta de previsión de una economía alternativa a los fosfatos  condujo directamente a Nauru  a la bancarrota.

Hace dos años que un tribunal  dictaminó que Nauru debe dieciséis  millones de dólares a Firebird, gestor de fondos con sede en los Estados Unidos, una deuda que Nauru rechazó pagar y que hasta la fecha ha  crecido hasta alcanzar los 30 millones de dólares. Las cuentas bancarias del gobierno en  Westpac han sido congeladas,  el único dinero del que se dispone, es aquel que se encuentra  en la propia isla. Las autoridades están  tratando de revocar la decisión y con carácter de urgencia tratar de liberar los fondos. En una declaración jurada, David Adeang, Ministro de Economía informó a la Corte Suprema de Nueva Gales del Sur (Australia) que en breve, la República de Nauru,  no dispondrá de dinero en efectivo cuando esta semana  haga efectivos sus últimos pagos;  por lo que  a partir de entonces no podrá remunerar  a sus funcionarios, la mitad de la población del país.

El gobierno, dice Adeang,  no podrá pagar el combustible de los aviones de su compañía aérea ni  el combustible necesario para hacer funcionar los generadores de electricidad, hecho  que afectará gravemente  al buen funcionamiento del hospital y la planta desalinizadora de agua.  Tales circunstancias tendrán un grave impacto en la sociedad y repercutirán, a un mismo tiempo, en la salud física y mental de los 1200 refugiados políticos que Australia envió  a sus campos de detención en la isla. + Info: Australia firma acuerdo con Nauru para recluir en la isla micronesia a demandantes de asilo