… los que se han muerto, no nos han dejado ….

En Tonga, en la Polinesia, las tumbas están demarcadas con botellas de cerveza boca abajo o con envases de detergente clavados en la arena. La mayoría de estas están conformadas por montones de arena que algunos familiares se dedican a recubrir con bellas conchas traídas de la playa y el arrecife. Otras las bordean con pequeñas tricdanas pintadas en su interior, espolvorean confeti sobre su superficie y / o las decoran con cúpulas o jarrones de cristal que contienen brillantes y coloridas flores de plástico.

Al mismo tiempo muchas están orladas con tapices con motivos religiosos , siendo los más representativos imágenes de Jesús y la Sagrada Familia. Los tonganos llaman a estas imágenes tapu (sagrado) Uno de los más bellos se encuentra emplazado en el cementerio que se encuentra en los terrenos del Palacio Real, en el área superior de la tumba de Heu i Fanga, madre de la Reina Halaevalu Mata’aho.

Los tonganos suelen acudir a los cementerios en domingo, tras la obligatoria liturgia, lo hacen, como en otros muchos lugares, para rendir homenaje a sus muertos, limpiando y engalanando el lugar de descanso de sus seres queridos. A los tonganos no les importa que fotografíen sus tumbas, pero ellos no lo harán jamas, temerosos de los espíritus de sus familiares, amigos y antepasados que partieron al otro mundo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s